Industrias usan Fuerzas Armadas para despojar terreno a ejidatario | MEGA RED LATINA

 Industrias usan Fuerzas Armadas para despojar terreno a ejidatario

Indelpro y TEPEAL se apoderaron de 6 mil metros cuadrados de propiedad privada

“Es mi terreno… No sé por qué, sin documentos se meten a hacer destrozos y a ocuparlo con sus ductos, porque yo tengo mis documentos en regla y notariados”: Celestino Aguirre Aguilar, ejidatario afectado.

 Por MANUEL González

ALTAMIRA.- Con el descarado apoyo de las fuerzas armadas adscritas a la Gendarmería Nacional, un altamírense resultó despojado de una parte de su propiedad, luego de que las empresas Indelpro y TEPEAL, introdujeron tubería dentro de la parcela, sin contar con el consentimiento de su dueño.

El afectado, cuyo nombre responde a Celestino Aguirre Aguilar, y quien demuestra con documentos ser el propietario del área perteneciente al ejido Flores Magón, localizado a un costado del Boulevard de Los Ríos, señalando que la parte del terreno en disputa, es de 300 metros de largo por 20 de ancho.

Los hechos ocurrieron el pasado viernes, momento en que personal de ambas compañías, se introdujeron a la propiedad, rompiendo el cerco de protección, y con maquinaria pesada excavaron para introducir una interconexión, apoyados por la fuerza pública, a pesar de que previamente se encontraban en pláticas con los representantes de las empresas, sin embargo aún no tenían un arreglo.

Refiere el señor Aguirre que durante las negociaciones, las compañías obtuvieron su aval para avanzar en la obra, mas no para apoderarse del lugar: “Les permití colocar un tramo de ducto, pero hacía falta la interconexión, que es la que hicieron con la presencia de la fuerza federal y sin mi consentimiento”.

La instalación que conducirá polímeros, es un acto de despojo y un acto aberrante de parte de ellos, señala el agraviado, abundando: “Ellos meten los ductos por usos y costumbres, porque primeramente el propietario del terreno tiene que acceder a la instalación y no es así, porque ellos con las manos en la cintura llegan y hacen lo que quieren”.

Describe Aguirre Aguilar que el área afectada se aproxima a los seis mil metros cuadrados. “Es mi terreno… No sé por qué, sin documentos se meten a hacer destrozos y a ocuparlo con sus ductos, porque yo tengo mis documentos en regla y notariados”, puntualiza.

Por otra parte, indica que a se está asesorando para interponer una demanda en contra de quien resulte responsable, pues refiere que no es la primera vez que se apropian de un terreno, citando un ejemplo de hace 25 años, cuando fue víctima de un acto similar, sin su consentimiento, fecha en que se introdujeron 3 ductos.